fbpx

7 ejemplos de por qué apostar por la personalización

17 Ene 2018

La regla de oro que ha de tener clara cualquier empresa es que los clientes son, ante todo, personas. Y, por ello, es esencial enfocar la comunicación con ellos desde la cercanía y la personalización¿Cómo podemos hacerlo y qué beneficios conlleva? Y, sobre todo, ¿cómo lo están haciendo las empresas actualmente?

LAS CLAVES DE LA PERSONALIZACIÓN

Ante la duda de trabajar o no la personalización, hay que plantearse una cuestión muy importante: si los clientes son las personas para las que creamos un producto o servicio y, por tanto, son el fin último de nuestro trabajo, ¿por qué no cuidarlos?

La realidad es que las empresas operan en un entorno altamente competitivo en el que los usuarios disponen de cada vez más opciones, sobre todo en épocas de gran oferta como la temporada de rebajas. Y a la hora de confiar en una marca, las personas tienden a inclinarse más por aquellas que se dirigen a ellas de una forma directa e inclusiva, teniendo en cuenta su perfil, intereses y opiniones en cada parte del proceso comunicativo.

Los beneficios de la personalización son múltiples y contribuyan a establecer y fortificar la relación con los clientes. A grandes rasgos, las ventajas que nos aportan podrían resumirse en:

1. Demostrar al cliente que lo conocemos y que lo diferenciamos del resto.

2. Indicar al consumidor que invertimos tiempo y recursos en comunicarnos con él.

3. Ofrecer un servicio más eficaz y adaptado a las necesidades de cada uno de los usuarios.

4. Y, en definitiva, reforzar la confianza de los clientes ya existentes y atraer a otros nuevos.

BIENVENIDO AL MUNDO REAL: ¿QUÉ SOLUCIONES APLICAR?

Una vez vistas las ventajas de la personalización, es vital saber cómo aplicarla en el entorno tecnológico y digital. Una de las claves es nutrirse de otras tecnologías y tendencias como Big Data o Social Media, tal y como proponemos desde VASS:

– Con soluciones de Social Login y plataformas de Customer Identity & Access Management (CIAM) que aprovechan la información de los perfiles de las redes sociales para mejorar la experiencia de los usuarios y personalizar la oferta de contenidos y productos.

– Con medidas basadas en Big Data e IoT con objeto de explotar los grandes volúmenes de datos para fomentar la hiper-personalización.

LOS MEJORES EJEMPLOS DE PERSONALIZACIÓN

Existen numerosas técnicas y opciones de personalización que van actualizándose constantemente y que pueden emplearse en las distintas fases de la relación con los clientes. Y es que es posible ofrecer una experiencia personalizada al usuario combinando distintas vías: mailings personificados, contenido en la web o el blog, campañas publicitarias individualizadas y acciones en redes sociales, entre otras.

Pero para poder entender mejor cómo funciona la personalización y qué efectos positivos puede llegar a tener en las personas, no hay mejor fórmula que ver algunos ejemplos prácticos. O, dicho en otras palabras, analizar la labor de empresas y marcas de sectores diversos que vieron en la personalización un arma para conectar con su público.

1. Coca-Cola
Multinacionales de la talla de Coca-Cola han apostado por el marketing personalizado en sus propios productos. Un ejemplo muy claro y ampliamente conocido es la campaña ‘Comparte una Coca-Cola con’. Con ella, la compañía estadounidense rediseñó el packaging de las latas de la bebida añadiendo el nombre de sus clientes en todo el mundo. Y, de hecho, si alguna persona no lograba encontrar una lata con su nombre, podía solicitarla a través de la web de la marca. ¿El resultado? Una implicación total de los clientes con el producto, que acudían a comprar latas ya no solo por la bebida, sino por el propio envase. De hecho, fueron muchas las personas que compartieron fotografías de sus latas personalizadas en redes sociales, visibilizando la marca de forma orgánica y efectiva.

2. Campofrío
La marca Campofrío siempre suele sorprender con sus spots navideños, pero en estas fiestas ha decidido complementarlo con una ingeniosa campaña en redes sociales: #Amodio. A través de contenido multimedia y encuestas interactivas, esta campaña trata de medir los sentimientos de los españoles. Lo más positivo es que Campofrío ha demostrado conocer bien a sus clientes y aprovechar las tendencias del momento (como el procés catalán) o los tópicos más recurrentes sobre España o las cenas de Navidad. Y, de esta forma, el usuario se siente identificado con la campaña e interactúa con ella.

3. Amazon
El gigante Amazon también sorprendió a sus clientes con un producto personalizado. Concretamente, se trata del Pebble Watch, un reloj que el usuario podía customizar a su gusto. En la web, los dueños de los relojes podían elegir entre variados elementos para personalizarlos, obteniendo así la posibilidad de disfrutar de las aplicaciones y carátulas más afines a sus gustos y preferencias.

4. Barclays
El sector bancario tampoco ha permanecido ajeno a las distintas estrategias de personalización. Un ejemplo de ello son las tarjetas personalizadas con las fotografías de los clientes que impulsó Barclays en 2012. El procedimiento era muy sencillo. El cliente simplemente tenía que subir una fotografía suya a un sitio web para, una vez aprobada, recibir impresa la tarjeta en su domicilio.

5. Vodafone
No puede haber un post de campañas de marketing online sin hablar de Vodafone. En 2011 realizaron una campaña de blended marketing que permitía enviar una felicitación navideña a través de una página web, y que esta apareciese en una gran valla publicitaria ubicada en la calle Princesa de Madrid.

6. Starbucks
Es una de las cadenas de cafeterías más populares del mundo y gran parte de ese éxito se debe a su duradera apuesta por la personalización. Ya no solo hablamos de campañas de e-mailing y en redes sociales, sino en el propio servicio de venta. Y es que Starbucks ha conseguido que sus clientes se identifiquen con la marca desde el momento en el que reciben sus bebidas en un vaso con su nombre escrito. Al igual que sucede con las ya citadas latas de Coca-Cola, se sienten aludidos con el packaging del café y animados a compartir fotos y hablar de la marca en redes sociales.

7. Porsche
Si hay algo que posibilita la personalización es impactar al usuario a través de la originalidad. Así lo hizo la empresa automovilística Porsche, que dio una lección de creatividad con una campaña de street marketing en Australia. Lo que hizo la marca alemana fue instalar una pancarta digital que mostraba un mensaje distinto a los conductores de vehículos de la gama Porsche 911. Los identificaba mediante una cámara de reconocimiento y les mostraba el mensaje “Es fácil reconocerte entre la multitud”, sacando así más de una sonrisa.

NUNCA ES TARDE

La tendencia es clara: cada vez más empresas, independientemente del sector en el que operan, son conscientes del potencial de la personalización y lo aplican en campañas concretas y en el trato diario a sus clientes. El consumidor ya no es un sujeto pasivo que se limita a comprar un producto, sino todo lo contrario, quiere interactuar con las marcas, consumir contenido de calidad enfocado a su perfil y, en definitiva, formar parte de historias y experiencias. En tu mano está proporcionárselo y nunca es tarde para ello.

INSIGHTS RELACIONADOS